en Creatividad, Desarrollo, Educación, estudios, Salud, Zona Cero

hacia mi Zona Cero

Guatemala 7 de octubre 2014

Hace un año me encontraba tomando un curso sobre finanzas personales llamado Zona Cero, que es la parte práctica de un programa de radio de la estación Ilumina 98.1 FM en Guatemala, por cuestiones de sentirme identificado con este taller, me quede como colaborador permanente, ya que me conozco que si no sigo constantemente escuchando o practicando ciertas habilidades o conocimientos adquiridos dejo lo aprendido y vuelvo a mi viejo modo e andar.

Siendo parte de este movimiento ZC ya llevo 1 año con ellos en el cual he vuelto a aprender aún más sobre la buena administración de los recursos, económicos y habilidades que he logrado adquirir o sigo adquiriendo, esto me llevado a depender y confiar aún más en Dios, no sólo en lo económico puesto que creo que el es quien da.

Cuando observo a personas como “invierten” o “gastan” sus recursos, llego a darme cuenta que muchas personas no tienen la visión global de todo lo que implica comprar al crédito o adquirir una deuda por algo que en poco tiempo verán devaluado o bien tendrán que cambiarlo por una nueva versión, veo personas que se acaban de graduar o entran al campo laboral con un sueldo que a mi parecer es un SUELDAZO, y lo vale el conocimiento que han adquirido, pero también veo que es el mal de los jóvenes al tener ingresos elevados casi al 500% mayores a los que tenían en su época de estudiantes, cometen el error de adquirir rápidamente deudas y se que no hay deuda buena, ni porque sea por salud o para comprar una casa, o vehículo.

estando en este curso de Zona Cero aprendí que para tener un balance sano existe una acción que puesta en práctica constantemente ordena mis prioridades y realidad, lo cual se llama GENEROSIDAD, para ser sincero, tengo muy pocos conocidos que haya podido observar esta cualidad en ellos.

Hace un año estaba comenzando a ordenar mis finanzas personales, deudas que tenia que jamas pense tener pero eran mias por malos manejos y descuidos en pagos, fue lo que hizo que estuviera preocupado por pagarlas, gracias a Dios pude pagarlas y ahora me encuentro en mi Zona Cero, en lo personal, hay puntos de lo que aprendí en este curso que aun sigo trabajando con ellas, a lo cual aún me falta mucho para poder llegar a ser libre de estress, ya sea por la abundancia o por la escases de estos recursos.

Estare compartiendo sobre estos principios en próximos días para que más personas lleguen a su libertad financiera y buena administración de recursos.

Si por algún modo llegaste hasta este blog, deja tu comentario, sera bienvenido

Write a Comment

Comentario